Fundición Codina, colaborador del 87 Salón de Otoño de la AEPE

Fruto de una intensa y estrecha labor de colaboración entre la Asociación Española de Pintores y Escultores y la Fundición Codina, en el año 2014 se estableció la concesión del “Premio Fundición Codina”, dotado con una importante escultura artística salida de sus talleres o la fundición de una obra, para la edición número 87 del tradicional Salón de Otoño.

La historia de cinco generaciones de esta familia es la historia de nuestro patrimonio escultórico. Su origen se remonta a la actividad de Federico Masriera y Francesc Vidal en la Barcelona modernista del siglo XIX. En 1891 Federico abrió su propia fundición artística, junto a su sobrino, a la que llamarían Masriera y Campins, en la que recuperaron la técnica de la cera perdida. Al cabo de un tiempo Masriera abandonó la empresa y Campins se asoció con Benito de Codina. Poco después se trasladaron a Madrid y fueron el germen de la actual Fundición Codina Hermanos, cuyos hornos desde la calle Cartagena a la de Albarracín hasta llegar al emplazamiento actual en Paracuellos del Jarama han dado forma a las obras de más de 750 escultores utilizando 12.000 toneladas de bronce fundido.

Codina ha sido testigo y protagonista de la evolución de las corrientes artísticas del país, desde los albores del Modernismo, las nuevas corrientes del Noucentismo catalán, las Vanguardias y el resto de los movimientos sociales y artísticos hasta llegar a la escultura actual. Esta es una extraordinaria aventura que ha sobrevivido del siglo XIX al XXI.

Más información:

http://www.codinaescultura.es/exposiciones.html

Los premios del 86 Salón de Otoño

Acta del Jurado:

“En Madrid, a 8 de octubre de 2019, reunido el Jurado de Selección y Calificación del 86 Salón de Otoño, organizado por la Asociación Española de Pintores y Escultores, compuesto por los siguientes miembros:

Presidente: José Gabriel Astudillo López,

Presidente de la Asociación Española de Pintores y Escultores

Secretaria: Mª Dolores Barreda Pérez,

Secretaria General de la Asociación Española de Pintores y Escultores

Ambos con voz y sin voto, y los Vocales:

José Vicente Moreno Huart, Patrono de la Fundación Maxam

Eduardo Naranjo, Pintor y grabador

Alejandro Aguilar Soria, Artista multidisciplinar, comisario y galerista

Paula Varona, pintora

Ricardo Sanz, pintor

Tomás Paredes, Decano de los Críticos de Arte

Mª Dolores Chamero Moyano, Directora de la Casa de Vacas,

Acuerdan otorgar los siguientes premios:

 

PREMIOS DE LIBRE ACCESO

 

PREMIO AGRUPACIÓN ESPAÑOLA  DE ACUARELISTAS, Dotado con placa y diploma de la AEPE: Magdalena España.

PREMIO DE ESCULTURA SANTIAGO DE SANTIAGO, Dotado con trofeo del escultor y diploma de la AEPE: Jordi Mor Fernández.

 

PREMIO ENCUENTRO AL TALENTO JOVEN, resultó desierto

PREMIO FUNDICION CODINA, Dotado con un trofeo salido de sus talleres o la fundición de la obra premiada y diploma de la AEPE: Juan Francisco Pérez-Rosas Hidalgo

PREMIOS SALA BALUARTE DEL AYUNTAMIENTO DE TRES CANTOS, a cuatro artistas, dotado con la realización de una exposición conjunta, en el Centro Cultural “Adolfo Suárez”, Sala Baluarte de Tres Cantos (Madrid) y diploma de la AEPE: Mariana Álvarez Enrique, Pura Ramos Calderón, Jorge Cerdá Gironés y Michael de Coca Leicher.

Mariana Álvarez Enrique

Pura Ramos Calderón

Jorge Cerdá Gironés

Michael de Coca Leicher

PREMIO CIUDAD DE GETAFE, Dotado con la realización de una exposición individual, con su correspondiente catálogo, en la Sala Municipal de Exposiciones “Lorenzo Vaquero”, en la Antigua Fábrica de Harinas y diploma de la AEPE: Ana Westley Benson.

PREMIO TRITOMA GESTION CULTURAL, Dotado con la realización de una exposición individual, con su correspondiente catálogo, en el Centro Cultural Sanchinarro de Madrid y diploma de la AEPE: Catalina Orozco de la Torre (Catalina Orart).

Por tercer año consecutivo, la Asociación Española de Pintores y Escultores, en colaboración con la Fundación Down Madrid, decidió otorgar también la MEDALLA DE PINTURA DOWN MADRID reservada a artistas de este colectivo.

El acta del Jurado es la siguiente:

En Madrid, a 7 de octubre de 2019 en el Centro Tres Olivos, reunido el Jurado de calificación de la III MEDALLA DE PINTURA DOWN MADRID del 86 Salón de Otoño, compuesto por los siguientes miembros:

José Gabriel Astudillo López, Presidente de la Asociación Española de Pintores y Escultores, Ignacio Egea, Presidente del Patronato Down Madrid, Elena Escalona, Directora General de Down Madrid, el pintor Ricardo Sanz y las participantes en el programa de Arte y Cultura Down, Sonia García y María Miracle.

Acuerdan otorgar la III Medalla de Pintura Down Madrid del 86 Salón de Otoño: María Llanos Solera.

 

PREMIOS HONORÍFICOS RESERVADOS A SOCIOS DE LA AEPE

(EXCEPTO A LOS MIEMBROS DE LA JUNTA DIRECTIVA) dotados con medalla y diploma

 

MEDALLA DE GRABADO JUAN ESPINA Y CAPO: Miguel Llavori Molina

MEDALLA DE DIBUJO ROBERTO FERNÁNDEZ-BALBUENA, desierta

MEDALLA DE ACUARELA JOSE PRADOS LÓPEZ: José Valladares Moreno

MEDALLA DE ESCULTURA CARMEN ALCOVERRO Y LOPEZ: Pedro Ania Gérez

MEDALLA DE PINTURA MARCELINA PONCELA DE JARDIEL: Soledad Fernández Ramos

MEDALLA DE ESCULTURA MIGUEL BLAY Y FABREGAS: Jorge Rodríguez Fernández (Jorge Yunta)

MEDALLA DE PINTURA CECILIO PLA Y GALLARDO: Jorge Cerdá Gironés

MEDALLA DE ESCULTURA MARIANO BENLLIURE Y GIL: José Pablo Puente Jerez

MEDALLA DE PINTURA JOAQUIN SOROLLA Y BASTIDA: Ramón Córdoba Calderón

MEDALLA DE ESCULTURA MATEO INURRIA: Carmen García Mesás (Naná Messás)

MEDALLA DE PINTURA EDUARDO CHICHARRO: Manuel Gracia García

Los participantes en la exposición del 86 Salón de Otoño son:

MARIANA ÁLVAREZ ENRIQUE – PEDRO ANIA GEREZ – SAMUEL PIRES ANTUNES RODRÍGUES (Samuel Rodrígues) – CONCHI ARTERO GARCIA – JUAN MANUEL BERNARDO – FRANCISCO E. BERTRÁN HERNÁNDEZ – JOAQUIN BESOY POSADA – CARMEN BONILLA CARRASCO – R. PATRICIA BRAVO DIAZ – OLGA CÁCERES – IRENE CANTALEJO MARTIN – MARTINA CANTERO JIMENEZ – JORGE CERDÁ GIRONÉS – RAMÓN CÓRDOBA – LEOVIGILDO CRISTOBAL VALVERDE – MICHAEL DE COCA LEICHER – RICARDO DOMÍNGUEZ CORCUERA (Ricardo Corcuera) – MAGDALENA ESPAÑA LUQUE – JOSE CARMELO ESTEBAN GRACIA (Carmelo Esteban) – ADRIANA EXENI ROYO – GONZALO FERNÁNDEZ ATANCE – ELENA FERNÁNDEZ CAMAZON (Helen Fernández) – SOLEDAD FERNÁNDEZ RAMOS – M. DOLORES FLORES VERDÚ (Flor Verdú) – MARIA ESTHER FLÓREZ FUENTES -MANUEL FOURNIER – FCO. JOSE FRANCO RAMIREZ DE ARRELLANO (Arellano) – Mª HERMINDA GAGO BLANCO – JOSÉ LUIS GARCÍA FINCIAS (Fincias) – CARMEN GARCÍA MESAS (Naná Messás) – JESÚS GÓMEZ DEL PESO (Jesús del Peso) – EVA GONZÁLEZ MORÁN – AGUSTÍN GONZÁLEZ SALVADOR – ARGENTINA GONZÁLEZ TAMAMES – MANUEL GRACIA GARCÍA – DIEGO A. HERNÁNDEZ CUERVO (Diego Hernández) – CATALINA LANZA LÓPEZ (Cati Lanza) – MARÍA LLANOS SOLERA – MIGUEL LLAVORI MOLINA – JAVIER LLEDÓ TIEDRA – MARíA R. MALUENDA GOMEZ – JOSÉ LUIS MOLARES FERNÁNDEZ (José Molares) – JORDI MOR FERNÁNDEZ – JOAQUÍN MORALES MOLERO – TERESA MUÑOZ MATEOS – MALU MUÑOZ RIAZA (Malu Riaza) – CATALINA OROZCO DE LA TORRE (Catalina Orart) – JAVIER ORTAS GONZÁLEZ – FERNANDO PEÑA CORCHADO (Leodegario)  – CASIANO PEREIRO-OLIVEIRA (Nito Pereiro-Oliveira) – SANDRA PÉREZ KRYSIAK (Sandra Krysiak) – JUAN FRANCISCO PÉREZ ROSAS HIDALGO – JOSÉ PABLO PUENTE JEREZ (Puente Jerez) – PURA RAMOS CALDERÓN – JORGE RODRÍGUEZ FERNÁNDEZ (Jorge Yunta) – MANOLO ROMERO TOLEDANO – FELIPE SAN PEDRO – MARIA DOLORES SANTOS CASTILLO (Lola Santos) – LIKA SHKHVATSABAIA – MARÍA NIEVES SOSTRES FRANCAS (Minu Sostres) – BLANCA TAMAMES YRAOLA – JOSÉ VALLADARES MORENO – ILUMINADA VINUESA CORTAZAR (Ilumín Cortázar) – ANA G.WESTLEY BENSON

 

86 Salón de Otoño

Asociación Española de Pintores y Escultores

Del 31 de octubre al 24 de noviembre de 2019

Inauguración y entrega de premios: jueves 7 de noviembre de 2019, 19 h.

Casa de Vacas

Parque del Buen Retiro

Pº de Colombia, 1

28009 Madrid

De lunes a domingo, de 10 a 21 h.

Metro: Retiro (Línea 2)

Bus: 2, 20, 28

BICIMAD: Estación 102 (C/ Alcalá, 95) y Estación 60 (Plza. Independencia, 6)

Pura Magia en el Jurado del 86 Salón de Otoño

El pasado martes 8 de octubre de 2019, tenía lugar la reunión del Jurado de selección y calificación del 86 Salón de Otoño que convoca la Asociación Española de Pintores y Escultores, con la colaboración de la Fundación Maxam, y que por todos es reconocido como el certamen artístico más antiguo y prestigioso de los que se convocan en España.

En esta ocasión, el jurado ha estado formado por José Gabriel Astudillo López, Presidente de la AEPE, Mª Dolores Barreda Pérez, Secretaria General de la AEPE, actuando como Presidente y Secretaria del mismo y ambos con voz pero sin voto, y teniendo como Vocales a José Vicente Moreno Huart, Patrono de la Fundación MAXAM, a los prestigiosos artistas Eduardo Naranjo, Alejandro Aguilar Soria, Paula Varona y Ricardo Sanz, a Mª Dolores Chamero Moyano, Directora del Centro Cultural Casa de Vacas y a Tomás Paredes, el decano de los Críticos de Arte en España.

La reunión estuvo marcada por la magia que en todo momento reinó y que se  consiguió al revisar todas y cada una de las obras presentadas al certamen, obras que contenían esencias de vida en cada pincelada, en cada materia y que lograron conmover a un jurado muy comprometido en los objetivos de fomentar, reconocer y difundir la creatividad en el arte de la pintura y la escultura, sirviendo además para descubrir, revalorizar y mostrar al público el excelente nivel técnico de los artistas españoles.

La organización insiste en comentar que de lo que si pueden estar seguros todos los artistas participantes y el público que asista a la exposición de las obras seleccionadas y premiadas, que se celebrará en la Casa de Vacas del Parque del Retiro del 31 de octubre al 24 de noviembre de 2019, es de que todas y cada una de ellas han sido revisadas por un magnífico jurado, que ha tenido para cada obra una valoración específica técnica y objetiva.

Con temáticas muy variadas, puesto que los premios eran de contenido libre, la exposición quedará conformada por una reunión de inquietudes, deseos y anhelos muy actuales, de unos artistas que viven en el siglo XXI y reflejan las preocupaciones sociales y culturales que les rodean y con las que conviven a diario.

En esta edición han participado casi trescientos artistas de muy diversos lugares de todo el territorio nacional, con una gran calidad, que ha hecho que el jurado quede plenamente satisfecho de unas obras que, tal y como han asegurado, “les han impactado y conmovido por igual”.

En total se han concedido veinte premios que contemplan las disciplinas de pintura, escultura, dibujo, grabado y acuarela, y de los mismos, seis premios son específicos de escultura, lo que explica la altísima participación de artistas en esta disciplina que hasta hace unos años vivía momentos difíciles y francamente preocupantes.

Además, ha habido cuatro premios específicos de pintura, dos de acuarela, uno de grabado y otro de dibujo, además de la Medalla de Pintura “Síndrome de Down”, que por tercer año incluirá, junto a profesionales del sector, la obra de uno de los alumnos que asisten a clases de arte en Down Madrid y todos ellos, junto a las 73 obras seleccionadas, 46 pinturas y 27 esculturas, conformarán la exposición cuya entrega de premios tendrá lugar el próximo día 7 de noviembre, a las 19 h.

No será hasta ese día cuando se den a conocer los premiados en una gala que reúne a grandes personalidades del mundo de las artes plásticas en España, y que tendrá un momento muy destacado en el nombramiento como Socio de Honor de la Asociación Española de Pintores y Escultores, del periodista y escritor Javier Sierra, muy ligado a la centenaria entidad por su continuo apoyo y colaboración.

El jurado ha intentado dejarse llevar por su intuición, valorando no sólo técnicamente, sino por su corazón, logrando un equilibrio entre técnicas y estilos, de forma que ninguna interpretación pudiera quedarse fuera sin más recomendación que los criterios de calidad que vienen rigiendo el Salón de Otoño en las últimas ediciones.

Tal y como señala José Gabriel Astudillo López, Presidente de la Asociación Española de Pintores y Escultores y Presidente del Jurado, “una de las mayores exigencias del jurado ha sido su preocupación por la calidad y porque la obra contenga una belleza explícita e implícita que sobrecoja a quien la admira, dejándose llevar por la intuición y la originalidad de unos artistas que han logrado unos trabajos magníficos de los que bien pueden sentirse orgullosos de la misma forma que presumimos de ellos desde la AEPE”.

Cabe recordar que este año el Salón de Otoño, el certamen artístico más prestigioso y antiguo de los que se convocan en España, llega a su edición número 86, lo que lo hace único no sólo por la excelente organización y experiencia que representa, sino por el prestigio que ha venido atesorando con el paso de los años, sobre todo teniendo en cuenta que no otorga ni un solo premio en metálico y a pesar de ello, convoca a un altísimo número de participantes que buscan el reconocimiento no sólo del público, sino de otros artistas, de sus iguales, aspiración con la que nació la convocatoria en 1920 y que como vemos, aún pervive.

 

Convocado el 86 Salón de Otoño 2019

La imagen visual del certamen es obra de Javier Ortas

La Asociación Española de Pintores y Escultores convoca la 86 edición del Salón de Otoño, que cuenta con el apoyo de la Fundación Maxam

 

Hasta el 5 de octubre se pueden presentar las obras

 

Las obras ganadoras se conocerán el 7 de noviembre

 

Las obras finalistas se expondrán en la Casa de Vacas del Retiro de Madrid del 31 de octubre al 24 de noviembre

 

La Asociación Española de Pintores y Escultores, con el apoyo incondicional de la Fundación Maxam, convoca el 86 Salón de Otoño, la convocatoria artística más antigua de España y la más prestigiosa, que tiene como finalidad estimular la creación y contribuir especialmente a la promoción y la proyección de los artistas en España.

La convocatoria cuenta con 7 premios de libre acceso, la Medalla de Pintura Down Madrid, reservada a artistas de este colectivo que por tercera vez expondrán la obra ganadora en el marco del Salón y un total de once Medallas más, reservadas a los socios de la centenaria entidad, cuyo atractivo reside en el reconocimiento de los artistas por otros artistas y en los prestigiosos galardones, que llevan el nombre de los fundadores de la AEPE.

“Llegar a la 86 edición de un renombrado certamen como es el Salón de Otoño, asegura José Gabriel Astudillo, Presidente de la Asociación Española de Pintores y Escultores, supone en sí todo un triunfo, puesto que ningún otro concurso en España atesora esa antigüedad, ni una lista de nombres como la que a lo largo de todos estos años ha reunido la institución, nombres que ya forman parte de la historia del arte como Picasso, Alberti, Benlliure, los hermanos Benedito, Benjamín Palencia, Vázquez Díaz”…

El I Salón de Otoño de la Asociación Española de Pintores y Escultores nació en 1920 y desde sus inicios busca la promoción de nuevos valores en una línea de cultura innovadora, es decir, no busca un despliegue de premios que supongan una dotación económica, sino una excelencia que se transforme en divulgación de la obra y del artista, y eso, según confiesa José Gabriel Astudillo, supone no dotar económicamente los premios, sino ser creativos y encauzar a los seleccionados y galardonados en el difícil camino de la creación artística.

Reconocer el talento es justo lo que buscan entidades como Tritoma Gestión Cultural, el Ayuntamiento de Getafe, la Sala Baluarte del Ayuntamiento de Tres Cantos, Codina Escultura, Inmobiliarias Encuentro, Santiago de Santiago y la Agrupación Española de Acuarelistas, que confluyen en esta nueva edición del Salón de Otoño, junto al Ayuntamiento de Madrid, que exhibirá las obras seleccionadas y premiadas en la Casa de Vacas del madrileño Parque del Retiro del 31 de octubre al 24 de noviembre próximos, y a la Fundación Maxam, patrocinadora oficial del Salón.

El jurado del premio, que estará formado por personas de prestigio en los ámbitos de la crítica, de la historia del arte y de la actividad artística, estará presidido por el Presidente de la Asociación Española de Pintores y Escultores, José Gabriel Astudillo, actuando como Secretaria del mismo Mª Dolores Barreda Pérez, Secretaria General de la AEPE, hará una selección de las obras presentadas, de entre las que saldrán las ganadoras, que se expondrán en la Casa de Vacas del Parque del Retiro de Madrid entre el 31 de octubre y el 24 de noviembre de 2019. Los ganadores se conocerán el 7 de noviembre, en el acto del fallo del jurado, entrega de premios e inauguración de la muestra.

A lo largo de estos últimos 6 años, el Salón de Otoño se ha convertido en una cita tradicional dentro del panorama artístico español, referencia obligada en cuanto a novedades, tendencias y nuevas propuestas plásticas contemporáneas, así como en un escaparate de la mejor pintura y escultura actuales.

Cada año los artistas tienen la oportunidad de presentar sus nuevas creaciones y optar a un Premio acreditado que cuenta con la edición de un catálogo, la exposición de su obra pictórica y el saber que la misma ha sido seleccionada por un jurado altamente cualificado y de prestigio.

Al Premio se pueden presentar artistas españoles o residentes en España, en las modalidades de pintura, escultura, dibujo, grabado y acuarela en formatos pensados para posibilitar la participación de todos los creadores, desde de los 46 cms hasta el tamaño máximo de 200.

Las bases y la hoja de inscripción pueden ya descargarse en esta misma web, pestaña “Certámenes y Premios”, subpestaña “Bases”, y en la misma pestaña, subpestaña “Salón de Otoño”.

Fundición Codina, colaborador del 83 Salón de Otoño

La historia de cinco generaciones de esta familia es la historia de nuestro patrimonio escultórico. Su origen se remonta a la actividad de Federico Masriera y Francesc Vidal en la Barcelona modernista del siglo XIX. En 1891 Federico abrió su propia fundición artística, junto a su sobrino, a la que llamarían Masriera y Campins, en la que recuperaron la técnica de la cera perdida. Al cabo de un tiempo Masriera abandonó la empresa y Campins se asoció con Benito de Codina. Poco después se trasladaron a Madrid y fueron el germen de la actual Fundición Codina Hermanos, cuyos hornos desde la calle Cartagena a la de Albarracín hasta llegar al emplazamiento actual en Paracuellos del Jarama han dado forma a las obras de más de 750 escultores utilizando 12.000 toneladas de bronce fundido.

placafundicion

Fruto de una intensa y estrecha labor de colaboración con la Fundición Codina, en el año 2014 se estableció la concesión del “Premio Fundición Codina”, dotado con una importante escultura artística salida de sus talleres o la fundición de una obra, para la edición número 81 del tradicional Salón de Otoño.

alexjimenez-es_salonotono2015_115

Los hermanos Miguel Ángel y Marisa Codina en el 81 Salón de Otoño de la AEPE

.

Desde entonces, esta será la tercera edición consecutiva en la que participe la histórica Fundición Codina, que también apoyó a la Asociación Española de Pintores y Escultores con motivo de la celebración del 50 Premio Reina Sofía de Pintura y Escultura, con la fundición en bronce de una obra original e inédita de Julio López Hernández, que José Gabriel Astudillo, Presidente de la AEPE, regaló a S.M. la Reina doña Sofía, Presidenta de Honor de la centenaria institución, agradeciendo su presencia y por el aniversario.

jg-con-la-reina-1

José Gabriel Astudillo López, Presidente de la Asociación Española de Pintores y Escultores, entrega a S.M. la Reina doña Sofía una medalla fundida por Codina Escultura, obra de Julio López Hernández, como reconocimiento a la Presidenta de Honor de la AEPE en el 50 Premio Reina Sofía de Pintura y Escultura

.

reina-sofia-codina

José Gabriel Astudillo López, Presidente de la Asociación Española de Pintores y Escultores, junto a Marisa y Miguel Ángel Codina, y la madre de ambos, y la Secretaria General de la AEPE, Mª Dolores Barreda Pérez

.

reina-sofia-codina-ss

S.M. la Reina Doña Sofía saluda a la familia Codina con motivo de la exposición de obras del 50 Premio Reina Sofía de Pintura y Escultura

.

Un poco de historia

De la amistad de juventud entre Federico Masriera y Francesc Vidal, surge la semilla de la Fundición. Francesc Vidal, al frente de las industrias artísticas F. Vidal y Compañía, fue uno de los impulsores de las artes decorativas en los albores del Modernismo.

Desde que abrió su primer establecimiento el año 1878, destacó por la valiente iniciativa de introducir en Cataluña un nuevo concepto de decoración de interiores desde una perspectiva global, moderna y artística. Los grandes talleres Vidal fueron centro de experimentación y de creación, donde los ideales del movimiento inglés Arts & Crafts tuvieron respuesta en cada una de sus secciones artísticas.

Más de doscientos artesanos trabajaban en la construcción de interiores y de muebles que eran generalmente identificables por la combinación de elementos decorativos. Federico Masriera, aprendió el oficio en el prestigioso taller de joyería y platería de su padre José Masriera. Entre los miembros de la familia Masriera, dedicada a la orfebrería desde 1839, destaca también la figura de su hijo Luis, responsable de los diseños de la considerada mejor colección de joyas del mundo. Sus diseños inspirados en el Modernismo revolucionaron el mundo de la joyería española.

Francesc y Federico fueron los impulsores de las artes decorativas a la luz del Modernismo. Sus biografías se entrecruzan con nombres tan importantes como Domenech i Montaner, Gaudí, Ramón Casas, Santiago Rusiñol, Miguel Blay, etc.

En el Castell dels Tres Dragons, concretamente en el restaurante de la Exposición y bajo la dirección de Lluis Domènech i Montaner y Antoni M. Gallisà, se reúne un grupo importante de artistas. Muchos de ellos habían colaborado con Francesc Vidal, un auténtico promotor de las artes plásticas. Así, las figuras de Frederic Masriera, Eusebi Arnau, Antoni Rigalt y Jaume Pujol, contribuirán al auge de las artes decorativas.

La sociedad no pudo ser más fructífera y la artesanía Modernista catalana experimentó un fuerte crecimiento, especialmente a partir de sus trabajos. Llevado de su entusiasmo e interés en favor y desarrollo de la industria artística Federico Masriera invirtió su capital en la ampliación de los talleres de fundición artística con los adelantos conocidos.

Se empezaron entonces a fundir grupos escultóricos de gran tamaño, destacando la estatua de Colón, en Barcelona; figura que corona el monumento inaugurado en junio de 1888 con motivo de la Exposición Universal de ese año.

La sociedad se disuelve y, en 1891, monta Federico su propia fundición artística, que a partir de 1896 pasa a llamarse Masriera i Campins al asociarse con su sobrino Antoni Campins. Una de sus aportaciones fue la recuperación de la técnica de la fundición a la cera perdida, que daba mayor calidad a las piezas. Realizaban reproducciones de obras de arte antiguas y crearon los llamados «bronces de salón», especializándose así en la escultura decorativa de pequeñas dimensiones que se encontraba al alcance de un público más amplio.

“…Sea por lo reciente de la aplicación del procedimiento en España, sea por la escasez de publicaciones que traten de tales materias en nuestro país, y sobre todo por el número relativamente reducido de los que aquí se interesan por las cosas de arte, es lo cierto que se desconoce casi por completo la fundición a cera perdida…”

Así comienza el artículo publicado en 1903, en la Revista de Obras Públicas, de Federico Masriera, fundador de la Fundición Artística Masriera y Campins, antecesora de la actual Codina Hermanos.

Han transcurrido más de 110 años del citado artículo y cinco generaciones, continuando siempre en este oficio, con los mismos principios de nuestro fundador. “No puede ser un proceso exclusivamente mecánico e industrial, debe haber también sentimiento artístico en casi todas las operaciones.”

Al tratarse de un procedimiento nuevo en España, desde el principio hubo que afrontar grandes dificultades, la falta de algunos materiales, experiencia de los operarios, deficiencias del local, etc.

Se realizaron ensayos con piezas pequeñas y en diciembre de 1893 se fundió la primera obra de gran tamaño a la cera perdida en España. Era un grupo de tres figuras titulado “GERONA 1809”, obra del escultor Antonio Parera.

Hasta entonces, las obras fundidas a la cera perdida que se erigieron en nuestro país se habían realizado en el extranjero, principalmente en Italia. Pronto se consiguió el interés y la confianza de los artistas más afamados, que muy pronto cesaron de enviar sus modelos al extranjero, para traerlos a esta fundición.

Después de aquel costoso aprendizaje, se montó un nuevo establecimiento con grandes elementos artísticos y mecánicos. La fundición alcanzó tal desarrollo que de ella salieron los más importantes monumentos, con las firmas de los más reconocidos escultores españoles y algún que otro extranjero. La casa obtuvo el Gran Premio de Honor en la Exposición Universal de París de 1900.

En 1902 abrieron su propia tienda en Barcelona, decorada por Víctor Masriera. Estos fueron los cimientos de una industria que Antonio Campins, con veintidós años, inició después de un viaje por fundiciones de Roma, Milán y Nápoles.

Años después Masriera dejó la fundición y Campins se asoció con su cuñado Benito de Codina, bisabuelo de los actuales directores artesanos Miguel Angel y Mª Luisa Codina. Trasladaron la fundición a Madrid. Por entonces la llamaron “La Metaloplástica”.

Con el tiempo sus tres hijos, Francisco, Benito y Joaquín entraron a formar parte de la empresa. La fundición siguió siendo la más prestigiosa del país.

Después se incorporaron dos descendientes de Benito, Juan Codina y su hermano Miguel Ángel. Ya en ese momento la fundición se denominaba Codina Hermanos. Tras el fallecimiento de Miguel Angel, sus hijos Miguel Ángel y Mª Luisa recogieron el testigo, y hace pocos años se incorporó el último de la saga, el hijo de Mª Luisa,  Julio.

Codina ha sido testigo y protagonista de la evolución de las corrientes artísticas del país, desde los albores del Modernismo, las nuevas corrientes del Noucentismo catalán, las Vanguardias y el resto de los movimientos sociales y artísticos hasta llegar a la escultura actual. Esta es una extraordinaria aventura que ha sobrevivido del siglo XIX al XXI.

http://www.codinaescultura.es/exposiciones.html